Encuesta BGC - Excélsior

 

Tony Gali sostiene ventaja en Puebla; tiene 44% de las preferencias electorales

 

Por Ulises Beltrán y Alejandro Cruz 

  

Cuando ha transcurrido más de media campaña, el candidato panista Tony Gali supera a la priista Blanca Alcalá en la contienda por la gubernatura de Puebla por 11 puntos. Los demás aspirantes se encuentran sumamente rezagados, según la reciente encuesta estatal BGC-Excélsior levantada en viviendas del 6 al 9 de mayo. 

Tony Gali alcanza 44% de las preferencias efectivas contra 33% para Blanca Alcalá, según el modelo de votantes probables y solidez de las intenciones de voto. Bastante a la distancia, Abraham Quiroz, de Morena, y la perredista Roxana Luna obtienen 8% cada uno. La expanista y ahora independiente Ana Teresa Aranda ya capta 7%.

Cuatro de cada 10 electores poblanos se consideran independientes, es decir, no se identifican con ningún partido. Cerca de la cuarta parte se autodefine como panista, en tanto que una quinta parte se dice priista. 

Tony Gali y Blanca Alcalá son identificados por casi todos los potenciales electores (92% y 88%, respectivamente), pero se diferencian en la imagen que generan. Mientras las opiniones que provoca el panista son principalmente positivas, su rival priista resulta controvertida. Los otros contendientes por la gubernatura son medianamente conocidos y ninguno destaca por causar una impresión particularmente favorable entre quienes los recuerdan. 

Gali es el candidato que sobresale al contrastar a los diversos aspirantes en términos de atributos. Al exalcalde de la capital poblana se le ve sobre todo como el más experimentado para gobernar, representa más una opción de cambio, más capaz para resolver los problemas de la entidad y más cercano a la gente. Su menor distancia respecto de Alcalá es en honradez. La mitad del electorado tiende a percibir al candidato panista como el más probable ganador de la elección (48%) y sólo la cuarta parte ve en la abanderada priista a la posible triunfadora. 

Ya más de la mitad de los potenciales votantes sabe que la elección se llevará a cabo el 5 de junio y un tercio adicional conoce que será en junio. Sólo 45% afirma estar totalmente seguro de ir a votar en esos comicios, aunque 36% expresa tener bastante seguridad de acudir a las urnas.