Encuesta BGC - Excélsior

 

Aplauden internet gratuito en el país

 

Por Ulises Beltrán y Alejandro Cruz

  

Agrada el anuncio presidencial relativo a la expansión del servicio de internet gratuito a nivel nacional. El acceso a esta clase de servicio todavía se percibe reducido y sin la calidad requerida, según se concluye de la encuesta telefónica nacional BGC-Excélsior sobre este tema. 

El reciente anuncio del presidente Enrique Peña Nieto, referido al incremento de los lugares de acceso a internet gratuito fue medianamente conocido (enterados, 51%). A la mayoría de la población con teléfono en su vivienda le satisface saber que se está ampliando esa red a cien mil sitios en el país (totalmente/bastante le satisface, 58%). 6 de cada 10 consideran totalmente o bastante útil conocer esta noticia. 

El ofrecimiento de una mayor conectividad a internet gratuito es relevante para la población dado que se perciben serias insuficiencias en este sentido. La mitad afirma que es difícil conseguir un lugar donde se ofrezca internet gratuito. Asimismo, tres cuartas partes coinciden con que los sitios de internet gratuito son escasos en todo el país y una proporción parecida cree que le falta calidad al servicio que se presta en esos sitios. 

Entre la población con teléfono fijo, cerca de la mitad recurre a la contratación de un servicio de internet de paga (45%), 12% sólo usa servicios de internet donde se ofrecen gratuitamente y 20% usa de internet de ambos tipos. 

Los lugares más usuales para conectarse a internet gratis son restaurantes, plazas, parques y escuelas. En promedio se opina mejor del servicio contratado que del ofrecido gratuitamente, pues este último tiende a dividir opiniones sobre su calidad. 

La gente no se ha percatado si efectivamente, como anunció el Presidente, se ha estado ampliando la red de banda ancha en lugares como escuelas, hospitales, centros comerciales, oficinas gubernamentales, plazas y otros lugares públicos. Algo más de la mitad no cuenta con información al respecto (55%). 

Como suele pasar, la opinión pública es escéptica sobre las afirmaciones presidenciales en torno a los avances alcanzados en materia de conectividad. Se tiende a creer poco cuando Peña Nieto dice que en la mayoría de los municipios hay al menos un lugar público de conexión gratuita (41%) y cuando expresa que cerca de 48 millones de personas tienen acceso a la conexión de internet móvil (48%). 

La mitad cree que hasta ahora el Presidente ha cumplido poco su compromiso relativo a lograr que la mayoría sepa usar y tener acceso a las tecnologías de la información.